Regresar al Inicio

El legado de la reina Isabel II

Staff e-Vector
146 vistas
Staff e-Vector
146 vistas
La monarca más longeva de Reino Unido deja unos zapatos difíciles de llenar y será recordada como el símbolo de la realeza europea moderna

La reina Isabel II falleció este jueves a los 96 años de edad después de 7 décadas en el trono. Con el tiempo se convirtió en un símbolo universal de lo que debe representar una casa real europea y será recordada por su maestría para balancear el peso de la corona con las exigencias de las democracias modernas.

Nació el 21 de abril de 1926 y, como primogénita de los duques de York, Jorge e Isabel, era la tercera en la línea de sucesión al trono después de su tío y de su padre. Cuando el primero de ellos llegó al trono como Eduardo VIII, dimitió inmediatamente antes de que terminara su primer año de reinado. 

En 1952, su padre, el rey Jorge VI, falleció con tan solo 56 años de edad después de que se le diagnosticara cáncer de pulmón. De tal modo, Isabel se convirtió en reina de Gran Bretaña con tan sólo 25 años.

Será recordada por facilitar la transición de la monarquía hacia la modernidad. Todo un ejemplo para la realeza de otros países ya que pudo combinar las tradiciones de la corona con un respeto a la Constitución y los procesos democráticos.

Siempre dio la impresión de estar metida en todos los asuntos, pero nunca tomó algún partido político ni realizó alguna declaración polémica; algo complicado para una persona que estuvo todo el tiempo bajo los reflectores. Esta actitud la convirtió en un símbolo de estabilidad y ayudó a Reino Unido a sobrevivir algunos de sus momentos más caóticos de la historia. Algunos incluso han llegado a decir que dominó el arte de no hacer nada o de dar discursos oficiales que, a pesar de sonar monótonos y aburridos, siempre surtían el efecto deseado. 

Fue la monarca británica que más tiempo duró en el poder. De tal modo, vivió en carne propia los bombardeos alemanes de la Segunda Guerra Mundial; la construcción y caída del Muro de Berlín; lo movimientos sociales del 68 y hasta la revolución del Internet y los teléfonos inteligentes. Asimismo, conoció en persona a cinco Papas de la Iglesia Católica, 15 primeros ministros de Inglaterra, 13 presidentes de Estados Unidos y otras celebridades que van desde Marilyn Monroe y Frank Sinatra, hasta David Beckham y Miley Cyrus. 

Tras un periodo de luto nacional de 12 días, Inglaterra intentará regresar a la normalidad. Los ojos están puestos en el rey Carlos III quien hasta ahora había sido príncipe de Gales. La línea de sucesión de la Casa Real seguirá con su hijo, el príncipe William, duque de Cambridge y, después, con el pequeño príncipe George.

Compartir

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe el mejor contenido financiero

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe el mejor contenido financiero